LLorar o no llorar



Los Cristianos también lloran

Dicen que los hombres no deben llorar, y analizando esto detenidamente, es evidente que a todas luces es una vil mentira; pero que digan que los cristianos no deben llorar, y lo que es peor los obliguen a ello, es claramente un desvío destructivo de las almas de aquellos que han abrazado la fe.

La Palabra nos dice que lloremos con los que lloran (Romanos 12:15), y que son los que lloran, los que recibirán consolación (Mateo 5:4), así que la gracia del consuelo está disponible para aquellos que están derramando sus lágrimas en el fragor de la tristeza. 

Algunos dicen que un cristiano no debe llorar porque en él hay esperanza y hay algunos que hasta creen que un funeral sin lágrimas es un funeral de personas de fe, pero no se recuerdan que cualquier despedida es triste (Hechos 20:37), no se ponen a pensar que la esperanza de volver a ver a sus amados simplemente da consuelo a futuro, pero no seca las lágrimas por el presente, pues no quita el pensamiento de que todavía habrá que caminar por la vida con esa ausencia importante.   Hasta Jesús lloró, ¿por qué un cristiano no lo va a hacer?

Que Dios te bendiga si estás llorando en este momento… llora delante de Dios y seguramente Él te enviará el consuelo que necesitas, como un padre que ve llorar a sus hijos, te abrazará y te llevará a su regazo y te dirá que no estás solo y te llenará de esperanza, te sentirás mejor y seguirás adelante porque Él te sostendrá.

0 comentarios:

Publicar un comentario