Evangelio para los evangélicos

Evangelio para  los evangélicos...

Muchas veces creemos que porque ya llevamos muchos años en la iglesia, ya no necesitamos escuchar el evangelio... queremos oír profundidades de acuerdo, según nosotros, a  nuestra edad espiritual; queremos escuchar de escatología, usamos la  hermenéutica, buscamos entender lo más escondido de los secretos de la Biblia... creemos que ya no somos niños que toman leche, nos sentimos padres espirituales, los mejores y los más grandes siervos de Dios, no obstante, seguimos siendo pecadores (Romanos 3:10), y no podemos negarlo (1Juan 1:8). 

Y si el evangelio es para que los pecadores se arrepentan...  mientras yo siga siendo pecador, seguiré necesitando el evangelio del Señor y por lo tanto tendré que seguirme arrepintiendo delante del buen Dios (Marcos 1.15).

No quiere decir que tenemos que aprender de nuevo los rudimentos de la doctrina de Cristo (Hebreos 5:13-14;6:1-2) si ya los sabemos, pero que los recordemos y los practiquemos cada día de nuestra vida.

Examinemos nuestros corazones engañosos y busquemos el don del arrepentimiento cada día, porque cada día seguimos siendo pecadores.



 



0 comentarios:

Publicar un comentario